Beneficios de los tomates

Existen muchas variedades de tomate,  pero todas se caracterizan por su por su elevado contenido en vitamina C y fibra.

A pesar de encontrar tomate durante toda la época del año, el tiempo de mayor cosecha y de mayor potencial organoléptico se encuentra a finales de verano, principio de otoño.

Muchas asociaciones consideran los tomates, como una fruta-verdura, debido a su elevada concentración en azúcares simples,  los cuales no suelen ser comunes en las verduras.

Aportación nutricional

Esta verdura de procedencia Americana, aporta tan solo 18 kcal por cada 100 gramos. Gracias a su elevado contenido en agua (como la mayoría de los vegetales) sirve como alimento hidratante, además de depurativo.

Sobre su porcentaje en nutrientes, los tomates contienen un 74 % de hidratos de carbono, un 20% de proteína animal y un 6% de grasas (grasas polinsaturadas las cuales tienen beneficios cardiovascualares).

Como minerales principales contiene potasio, fósforo y sodio, los cuales aportan un papel diurético a los tomates.

En cuanto a vitaminas,  los tomates suelen aportar a nuestra dieta la mayor parte de vitamina C que consumimos.

Particularidades de los tomates

Gracias a su contenido en fibra, estos vegetales pueden disminuir las sensaciones de estreñimiento. Pero a pesar de todos sus beneficios,  durante mucho tiempo, los tomates fueron excluidos de las dietas de las personas que padecían cálculos renales. Ya que el ácido oxálico contenido en los tomates, contactaba con el calcio ingerido de la dieta y ambos formaban oxalato cálcico, una sales que originan las piedras en los riñones.

Estudios posteriores, demostraron que el contenido de ácido oxálico presente en los tomates no era tan alto como se creía, ya que se encontraba a mismos niveles que otros alimentos, cómo las espinacas o lechuga.

Estudios sobre los tomates de campo & tomate de invernadero

Recientemente se ha publicado un estudio dónde se afirma que los tomates de campo contienen una elevada concentración de vitamina E, en comparación a los tomates de invernadero. Se cree que esta situación se debe a mecanismos epigenéticos modificados por factores ambientales.

En este caso, los tomates serian antioxidantes,  favorables  para la reducción del colesterol “malo”, además de reducir la incidéncia de enfermedades vasculares.

 

 

 

 

 

Leave a Response

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.