Solo el 22% de los niños españoles toma fruta para merendar.

Solo el 22 por ciento de los niños españoles de entre 8 y 12 años toma fruta para merendar, según recoge el estudio ‘Alimentación y actividad física infantil’. 

El estudio ha sido desarrollado por GoGo SqueeZ! y el centro de Psicología Bien, que también señala que el 69 por ciento de los menores prefiere ocupar su ocio en actividades al aire libre.

“A los niños españoles les encantan las actividades físicas al aire libre, pero comen poca fruta, luego si la actividad al aire libre se asocia a la ingesta de fruta, es esperable que aumente su consumo en niños”, ha considerado la directora del centro, la psicóloga Rocío Ramos-Paú, durante la presentación del estudio este jueves en Madrid.

De esta manera, esta experta ha apostado por buscar formas atractivas de presentación para que “aumente sus ganas” de consumir fruta. Además de aprovechar el tiempo de ejercicio físico o actividades al aire libre para introducir la fruta, ha señalado.

El estudio revela también que el 50,8 por ciento de los niños españoles prefiere consumir fruta si se presenta en forma de zumo, macedonia o triturada y que el 49,8 por ciento de los padres considera que la cantidad de fruta que toma sus hijos es insuficiente.

Con todo, la psicóloga ha subrayado la importancia de que los niños sigan una dieta saludable, que incluya piezas de fruta y verduras, con el objetivo de prevenir la obesidad y el sobrepeso que, en España, ronda el 30 por ciento.

Por otro lado, esta experta ha recordado que los menores deben hacer ejercicio físico de manera habitual. No obstante, a tenor de los resultados del estudio, solo el 56 por ciento de los niños observados en la muestra –tienen una media de 10 años– hacen deporte 2 ó 3 veces a la semana.

En cuanto a la frecuencia de la práctica deportiva, el 87 por ciento de los niños realiza actividades al aire libre de dos a cinco días a la semana y el 13 por ciento solo un día o menos.

Asimismo, los resultados del estudio también muestran que el 17,2 por ciento de los niños juega a los videojuegos en su tiempo libre y un 13,8 por ciento lee y realiza manualidades en casa.

Embutidos en la merienda.

Por otro lado, el 68 por ciento de los niños españoles merienda bocadillo con embutidos o chocolate y un 10 por ciento, productos industriales, algo que, a juicio de la psicóloga, viene marcado por la tradición española.

Sin embargo, el porcentaje de niños que comen bollería industrial aumenta cuando éstos tienen hambre entre horas o finalizan una actividad física (el 75,5%). “Es importante habituarles desde pequeños a una alimentación saludable, de manera que si al final de la actividad física, lo primero que encuentran es fruta, ellos la elegirán por sí mismos cuando tengan hambre”, ha señalado Ramos-Paú.

En cuanto a la elección de la merienda, el 59,7 por ciento de los niños españoles elige su merienda solo o con la ayuda de sus padres. “En la medida en que los padres incorporan la fruta en las rutinas alimentarias de los niños, es esperable que aumente el consumo de fruta por parte de éstos sin necesidad de que sus progenitores tengan que recordárselo”, ha señalado esta experta.

Así, ha explicado que “si desde pequeños asocian el consumo de frutas a situaciones como la media mañana, la merienda o entre horas, los niños tendrán el hábito de consumir fruta en estos momentos porque se les educa en ser responsables con su dieta”.

Enlace de la noticia:

http://noticias.lainformacion.com/salud/dieta/solo-el-22-de-los-ninos-espanoles-toma-fruta-para-merendar_uCfET3abLKOwqmVgeBOFJ6/

Leave a Response