Recomendaciones para una dieta saludable (II parte)

Los hidratos de carbono son el enemigo número 1 de muchísimas personas. Muchas de ellas no saben que su ingesta es esencial, tanto que entre el 50-55% de las calorías totales ingeridas durante todo un día, deberían ser alimentos fuente de hidratos de carbono.

Debemos indicar que existen hidratos de carbono complejos, como el pan, arroz, pasta, patata, etc. E hidratos de carbono simples, como el azúcar, el cual si que debemos vigilar y reducir su consumo al máximo.

La ingesta de hidratos de carbono debe ser distribuida durante todo el día. Por ello, se recomienda desayunar por ejemplo tostadas, comer hidratos de carbono complejos como plato principal en la comida, y de guarnición en la cena. Además, siempre acompañando las comidas con pan y al poder ser, pan integral.

A pesar de que el azúcar es un carbohidrato, pero en este caso es simple, se recomienda un consumo máximo diario del 10% de las calorías totales diarias.

Por lo tanto, si necesitamos unas dieta de 2000 Kcal, como máximo podemos ingerir 200 Kcal de azúcar. Lo que viene a ser 5 cucharadas de postre al día.

Pero también debemos tener en cuenta, que no solo consumimos azúcar cuando la añadimos en el café o en la leche. Si no que,  consumimos alimentos muy ricos en azúcar como dulces, bebidas refrescantes, zumos, batidos, helados, caramelos diariamente.

Como al igual sucede con alimentos ricos en proteínas o grasas, , los alimentos fuente de hidratos de carbono deben ser consumidos, moderadamente, evitando las ingestas excesivas y los platos únicos.

Para aumentar el consumo de fibra, se recomienda consumir alimentos integrales. Los cuales aportan  un gran efecto saciante, nos ayudan a controlar la absorción del colesterol ingerido, y en el caso de las personas diabéticas, les beneficia para que los niveles glucemicos se eleven paulatinamente.

1 Comment

Leave a Response