Contra la demencia, dieta mediterránea.

 Los estudios muestran que una dieta que incluya comer pescado y legumbres dos veces por semana y un estilo de vida sano disminuyen el riesgo de demencia.

Ese es el mensaje lanzado esta semana por especialistas de Gran Bretaña, Italia, Francia, Grecia y Estados Unidos a los gobiernos de los países más industrializados,  se reunirán este miércoles en Londres, en el marco de la presidencia británica del G8, para discutir una estrategia global para frenar esta enfermedad. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), en el mundo hay 35 millones de personas diagnosticados con demencia, y se espera que su incidencia se duplique hasta los 65,7 millones en 2030. En 2050, la OMS cree que afectará a entre 115 y 135 millones de personas.

 

La demencia, para la que no hay tratamiento, afecta a 35 millones de personas.

Los expertos temen que esta enfermedad psicológica, para lo cual no existe cura, «se salga de control» a medida que crece la esperanza de vida. Y, para combatirla, apelan a los gobiernos del G8 a que centren su estrategia en la difusión de las bondades de una dieta rica en verduras y baja en carnes como la dieta mediterránea. «La dieta mediterránea es posiblemente la forma más efectiva de prevenir la demencia», explica el doctor Richard Hoffman a «The Daily Telegraph».

Los firmantes recuerdan que los estudios muestran que una dieta que incluya comer pescado y legumbres dos veces por semana y un estilo de vida sano disminuyen el riesgo de demencia. Y recomiendan a los gobiernos centrar sus esfuerzos en medidas de salud pública, más que en estrategias farmacéuticas o en intervenciones médicas.

Otro de los firmantes de la carta, el doctor británico Aseem Malhotra, destaca que «no vamos a superar el creciente coste de las enfermedades crónicas recetando más pastillas; la propia profesión médica ha sido culpable de atribuir demasiada importancia a los medicamentos, cuyos beneficios son a menudo exagerados y alimentados por la industria farmacéutica».  «La base probatoria sobre la capacidad preventiva de la dieta mediterránea con todas las enfermedades crónicas que asuelan el mundo occidental es abrumadora», cree el doctor Malhotra.

Fuerte crecimiento en India y ChinaDe cara a la cumbre de Londres, varias ONGs y organizaciones especializadas en el tratamiento de la demencia advierten que «a medida que vivimos más años, la demencia se está saliendo de control, tomando los sistemas sanitarios como rehén». Marc Wortmann, director ejecutivo de la Enfermedad de Alzheimer Internacional, señalaba a la BBC que «es una epidemia mundial y que sólo está empeorando», mientras que Jeremy Hughes, presidente ejecutivo de la Sociedad de Alzheimer del Reino Unido, afirma: «la demencia se está convirtiendo en el mayor desafío para la salud y asistencia social de esta generación».

El coste asociado a la demencia fue en 2010 de unos 440.000 millones de euros en todo el mundo, lo que situaría a esta enfermedad como la decimoctava economía del mundo (entre Turquía e Indonesia) si fuera un país, denuncian las organizaciones especializadas. El 70% del coste sanitario se produce en EE.UU. y en la Europa Occidental, aunque el crecimiento de la enfermedad se producirá sobre todo en los países en desarrollo.

En la actualidad, el 58% de las personas con demencia viven en países emergentes, un porcentaje que ascenderá al 71% en 2050, según los cálculos de la OMS.  El crecimiento más rápido de la enfermedad se produce en India, mientras que los expertos temen que la evolución de la demencia sea mucho mayor en China de lo que reconocen las estadísticas oficiales que maneja la comunidad internacional.Falta de diagnóstico en Reino UnidoEn el caso del Reino Unido, el «mapa de la demencia» presentado la semana pasada por el ministro de Sanidad, Jeremy Hunt, indica que el sistema de salud reconoce de media al 48% de los casos de demencia, aunque en algunas regiones del país el porcentaje de casos diagnosticados baja al 39%.

Solo en Inglaterra se calcula que hay 670.000 personas con demencia, de las cuales solo 319.000 han sido diagnosticadas como tales el sistema sanitario.«En los 60, la gente tenía miedo de hablar del cáncer», recuerda el ministro Hunt. «En los 80, pasó lo mismo con el VIH/SIDA», y tras un largo y doloroso viaje somos ahora mucho más abiertos con respecto a estas dos enfermedades y estamos mucho más preparados para tratarlas, ahora debemos hacer lo mismo con la demencia», reclama el titular de Sanidad del gobierno que preside David Cameron, que presidirá la reunión de mañana.

Enlace de la notícia:

http://www.abc.es/salud/noticias/20131210/abci-dieta-mediterranea-demencia-201312091643.html

1 Comment

Leave a Response